Archivo mensual: mayo 2012

Asociaciones de Mujeres y Empresa

Asociaciones de Mujeres y Empresa… abriendo la caja de los truenos.

Al parecer, en algunas reuniones de mujeres emprendedoras/empresarias/dirigentes/etc,  siguen debatiendo el “papel de la mujer en la empresa”.

No deja de sorprenderme este tipo de actitudes porque suena, en su propio detrimento, a que no acabaran de saber cual es su papel. 

No me imagino, a estas alturas del siglo XXI, charlas, seminarios, ponencias, congresos sobre “El papel del hombre en la empresa”. Y he dicho que “suena”, no que no sepan cual es su papel. A veces hemos de recordar que  “lo que parece” también cuenta.

Una visión femenina algo manida

En algunas de esas reuniones, hablan en muchos casos de valores como  creatividad,  sensibilidad femenina, capacidad para hacer varias cosas a la vez, se atreven incluso en ocasiones   a proclamar una “superioridad manifiesta” sobre los hombres.

Parecen plantearlo como una batalla, “la vieja y manida batalla de los sexos” y de nuevo me retrotraen a hace muchos años.  

Ahh y he dicho “una visión”, hay otras igual de validas que no piensan esto y son igual de femeninas.

Cotos cerrados

Parte de esa batalla se juega en cotos cerrados,  Asociaciones de Empresarias, Confederaciones de Mujeres Autónomas, Grupos de emprendedoras,  etc.  En las que no se permite  que los hombres accedan como socio. También las hay en las que los hombres pueden pertenecer pero no disfrutar de los mismos derechos de las mujeres.

Os habéis imaginado la que se montaría si se creara una sola asociación de Hombres Empresarios/Emprendedores/dirigentes/etc en la que a las mujeres les estuviera vedado el acceso o parte de sus derechos?

La de denuncias, comentarios en blogs, artículos de prensa  y la de gente que se rasgaría las vestiduras  si se diera algo así?

Si, ya sé que las “feminazis “( termino que utiliza Pérez Reverte para referirse a cierto tipo de feminista recalcitrante y pesada, que lo es  incluso para otras mujeres mas moderadas) dirán eso de que “Los hombres llevan ventaja” , “hay un deuda histórica y ahora les toca pagar a los hombres”, etc.

Más de lo mismo

Hay muchos hombres que tienen claro que el sexo no es condicionante a la hora de llevar a cabo un proyecto, también hay muchas mujeres que deciden crear equipos “solo femeninos” como una especie de “venganza ancestral”, saltándose de paso las leyes de igualdad que usan muchas veces como “ariete moral”.

Y así, una a una, se van repitiendo, pero cambiadas de genero, todas esas actitudes que llevan décadas denunciando como negativas.  Como si ello llevara a algún lado o tuviera alguna ventaja empresarial.

He visto como se reivindica, más de una vez,  situaciones como que la “paridad” debería consistir en poder quedarse hasta muy tarde en la oficina, como hacen muchos hombres.

¿No se les ha ocurrido pensar que a lo mejor el modelo correcto es que, hombres y mujeres estén antes en casa para dedicarse a lo que les de la gana?

No va de eso lo de conciliar vida familiar y vida laboral?

He visto también mujeres que critican a las que, ejerciendo su libertad, deciden cuidar de sus hijos en casa, dejando de trabajar, como si esto no fuera motivo de “crecimiento o realización personal”.  Lo hacen además de forma mas vehemente que muchos hombres, como sintiéndose traicionadas por estas actitudes.

Un momento para la colaboración

Es verdad que, gracias a la discriminación positiva, las mujeres tienen algunas ventajas a la hora de acceder a subvenciones de diverso tipo, pero no creo que esto justifique supuestas “visiones únicamente femeninas” de la manera de gestionar.

Si las mujeres, enarbolando una falsa bandera de la igualdad, lo que al final promulgan es el sectarismo y la discriminación por razón de sexo a la hora de asociarse, no solo estarán haciéndolo igual de mal que se hacia en el pasado por algunos hombres, sino que además están perdiendo oportunidades de negocio.

Este momento es de aunar esfuerzos y colaborar en proyectos, de compartir ideas con personas en situación similar a la nuestra. Por lo tanto no es el sexo el condicionante sino la actividad empresarial o emprendedora lo que marca la diferencia.

No creo que en esencia, los problemas empresariales de las mujeres difieran mucho de los de los hombres, además, asociaciones mas fuertes, con mas socios,  pueden generar mas sinergias, mas proyectos colaborativos, mas integración entre compañías complementarias.

No esta llegando ya el momento de aprender que quizá no somos tan distintos y toca alejarse de este tipo de actitudes?

Una reflexión de Luis García-Rosales y de Lossada

Disclaimer: En mi carrera profesional, desde 1986, he trabajado en todo tipo de proyectos en los que mujeres y hombres ocupábamos roles similares con retribuciones y condiciones similares. En la actualidad, en mi propio proyecto, se fomenta el teletrabajo y la orientación a resultados y a proyecto. No existen horarios y tampoco obligación de ir a la oficina. Espero pues que se entienda que no hablo por hablar, creo realmente en estas políticas que son buenas para todos.

Anuncios

Expertos en social media, ¿La próxima burbuja?

Expertos en social media, ¿La próxima burbuja?

Las burbujas previas

Hablemos un poco de las anteriores, solo un apunte para situarnos.

La primera gran burbuja tecnológica ocurrió durante los años 80. En aquel entonces nacía el PC  “clónico”. Ordenadores construidos a partir de componentes que tenían rendimientos similares o mejores que muchos PC de “Marca” pero con precios mucho mas contenidos.

En aquel entonces las tiendas de “informática” crecieron como setas hasta que el mercado se saturó, los precios bajaron y centenares de ellas cerraron para dejar que este tipo de equipos pasaran a venderse en grandes superficies como un “electrodoméstico” más. De hecho hahora los PC de “marca” tienen precios aún mas bajos.

Proveedores de internet hasta en la sopa

Con ellos vino el principio de la burbuja “.com”. Llegaron, a finales de los 90 y primeros 2000, a registrarse un número superior a los 500 proveedores de Internet en España. Todo el mundo quería dar acceso y nacieron muchas empresas que de nuevo acabaron cerrando, al convertirse este negocio en el “territorio natural” de los proveedores de telefonía.

Web que te web

Fue el paso siguiente, de nuevo todo el mundo hacia “paginas web”. Empresas sin cualificación ni conocimientos realizaban servicios para los que no estaban preparados. Muchas empresas contrataban, por decir algo, paginas web  al “primo del hijo del dueño” que “era muy bueno en eso de los ordenadores e internet”.

Ha pasado el tiempo y de nuevo se ha producido una limpieza natural que deja espacio solo para aquellos que ofrecen servicios de calidad. Desarrollos bien hechos y con metodologías claras.

Y que viene ahora?

Experto en Social media” Es la nueva burbuja que en este momento esta inflándose a buen ritmo pero que, algunos pensamos, que explotará llevándose por delante a un importante numero de “pseudo-profesionales” que sin ningún conocimiento que les acredite han decidido que son “gurús del 2.0”.

Hay algunos factores que juntos están impulsando esta burbuja, intentare explicar alguno.

Empuje mediático

Las redes sociales y el marketing en la red salen en los medios constantemente. No solo como fuentes de noticias en sus contenidos sino citados como “una profesión con futuro y sin paro”. Podría decir que de esas dos afirmaciones, la primera es compleja sin una bola de cristal. La segunda es claramente mentira. Hay en la calle tantos profesionales en paro  del Social Media como en otros ámbitos laborales.

Esto, no obstante, no detiene la maquinaria anunciadora ofreciendo falsas expectativas a miles de profesionales en paro,  que buscan desesperadamente una salida. Estos recalan en el 2.0 como intento de “Montarse una vida nueva”, pocos lo consiguen.

Proliferación de academias  y cursos de dudoso interés

Al amparo de esta “importante necesidad del mercado” se crean academias, cursos, y masters en Universidades incluso,   que prometen convertir a un completo desconocedor del sector en verdadero “gurú” del 2.0 como hacían ya hace mucho, aquellos cursos de “aprenda ingles en 20 lecciones”.

Profesionales “reciclados” de otros sectores en paro creen, por que muchos así se lo venden, que si te creas un perfil en cuanta red social hay y si además a base de escribir montones de post y comentarios consigues muchos seguidores ya eres un “experto” Community manager.

Quizá deberían aprender que el aspecto de “Uso de las funcionalidades” de las diferentes redes sociales son simplemente cuestiones de usuario, no una “magia chamánica” muy complicada. Esto implica que “el uso físico” de estas plataformas no te hace mas que “usuario” de las mismas.

No nos engañemos, aprender a usar las funciones y comandos de  una red social tiene un valor casi nulo.

Lo importante es “todo lo que rodea a ese uso” y no acumular seguidores como locos sin ton ni son y tener muchas cuentas en todos lados.

De nada sirven un gran número de diplomas de formación que reciben quienes acuden a muchos de estos cursos de formación. No os dejéis engañas por ellos.

Esto no implica que todos sean malos,  pero es importante poder evaluar previamente quien ofrece esa formación y saber si se trata de algo serio.

¿ Como puede ser el futuro? Esta es mi forma de verlo.

El ecosistema 2.0 , desde el punto de vista del negocio, es el lugar de desarrollo de algunas categorías profesionales que , si trabajan juntas, podrán crear proyectos novedosos, de calidad y generarán empleo.

A la larga, además, serán los que sobrevivan en este negocio que, conceptualmente no es tan nuevo.

  • Periodistas que saben redactar, investigar, escribir artículos y generar contenidos de calidad y que vienen del cierre de otros medios tradicionales.
  • Profesionales del diseño y el marketing, acostumbrados al diseño de campañas medibles. Para estos solo es nuevo, y no siempre, el medio, pero no las estrategias.
  • Profesionales de la tecnología que aportan su visión sobre la configuración de entornos y se ocupan de la seguridad de estos proyectos.
  • Especialistas en Relaciones publicas de siempre. Detallistas y preocupados y cuidadosos con la imagen de sus clientes.
  • Formadores de calidad con experiencia real en proyectos y capacidad de transmitir.

Todos estos grupos de profesionales  tienen ya un importante camino andado y seguramente desbancarán a todos esos “falsos gurús” en poco tiempo.

Comentario final y recomendación clara

Sé que este post no va a gustar a muchos. A nadie le gusta que le “metan el dedo” en el corazón de su negocio. Sin embargo también estoy seguro que los “verdaderos profesionales”  del Social Media estarán de acuerdo conmigo en muchos de mis planteamientos.

Por ultimo, si eres empresario y deseas ayuda en estos temas, piensa dos veces antes de contratar un servicio del que puede depender tú  “reputación on-line” y la imagen de tu negocio.

Seguro que no te equivocas si te decides por proveedores que aporten una trayectoria correcta y conocimientos reales del negocio en el que se mueven. Como estoy seguro que hacen  tus propios clientes contigo.

Una reflexión de Luis García-Rosales y de Lossada

Actualización: Al hilo de lo que aquí hablo me ha parecido interesante incluir un enlace a un artículo de Carmen Figueiras ( @CFigueiras ) que cuenta cosas muy sensatas e interesantes.  Espero que disfruteis leyendolo como yo:

http://www.misapisportuscookies.com/2012/06/mas-mitos-del-social-media-y-del-pr-en-general/?utm_source=feedburner&utm_medium=feed&utm_campaign=Feed%3A+apiscookies+%28Mis+Apis+por+tus+Cookies%29&utm_content=Netvibes

¡¡ Pon un teléfono en tu web !! o Como atender a tus usuarios como ellos esperan.

¡¡ Pon un teléfono en tu web !! o Como atender a tus usuarios como ellos desean.

Cada vez es más habitual, que las empresas que ofrecen servicios a través de Internet compliquen el contacto con sus usuarios. Podríamos decir que están perdiendo el “foco” en cuanto a que son los usuarios los que mantienen estas empresas en el mercado. Veamos como lo hacen.

Un poco de historia

Primero fue  el alejamiento de  los servicios de atención al cliente de las compañías matrices, como ya ocurre en telefonía móvil.  Hablo de esto en otro post de mi blog (https://luisgrosales.wordpress.com/2012/04/07/practicas-erroneas-en-la-atencion-al-cliente-de-los-operadores/ ) . Se subcontratan los servicios de call-centers que ofrecen respuestas de “manual de operaciones de atención al cliente”.

El segundo paso en este alejamiento,  fue la evolución hacia el correo electrónico como medio de comunicación “preferido” por estas empresas. Reconozco que desde el punto de vista de las empresas es cómodo porque pueden utilizar la base de respuestas anteriores para repetir cuestiones ya preguntadas.

Además, existen herramientas que permiten “priorizar” el orden de la atención a los clientes según unos coeficientes definidos previamente que indican el % de urgencia. O lo que es lo mismo, nuestra respuesta puede tardar si se considera “de poca importancia”.

No cuenta, como casi nunca, nuestro tiempo como usuarios de un determinado servicio. Somos “el eslabón mas débil”.

El siguiente paso

Se publican, obteniéndolas muchas veces  de las bases de datos de preguntas por mail, las listas de “preguntas frecuentes” ( FAQ en ingles) hasta el punto de que en algunos servicios no podemos ni solicitar ayuda si no hemos mirado antes en esas listas de “respuestas standard” por si nuestra pregunta estuviera allí.

Parece lógico pero en demasiadas ocasiones  ocurre qué:

  • Quien hizo la lista la convierte en un medio publicitario de bondades de ese servicio sin mucho interés y no responde a nada.
  • Parece escrita por oscuros “umpa lumpas”  especializados en la “ofuscación” del lenguaje que produce lo que en Galicia llamaríamos el efecto “Que Carallo dis, neeno”  y que traducido al andaluz seria “esto que hé lo que hé” y en ingles “WTF”.
  • Demasiadas veces ,  en empresas multinacionales, parecen estar traducidas por un becario que sin conocimientos de castellano usa un traductor automático muy malo y nadie se preocupa si está bien o no.

Todo esto hace muchas veces inútiles esas “preguntas mas frecuentes” y no olvidemos que están ahí y que se consultan cuando un usuario TIENE UN PROBLEMA O UNA DUDA.

Un pasito más lejos.

Hemos llegado a un momento en que ni siquiera hay un correo electrónico, hay un formulario al que se llega, si, lo habéis adivinado, después de leer la FAQ y que “suponemos” que envía la información  a un equipo de soporte.

Lo que ocurre es que con demasiada frecuencia se dan alguna de estas tres opciones:

  1. Muchas veces no obtenemos respuesta alguna, sin mas señales.
  2. No sabemos si hemos enviado algo porque el que diseñó el sistema, con muy pocas luces, no pensó que quizá seria bueno que el usuario recibiera un mail de confirmación con su pregunta. Y si, claro, después la respuesta.
  3. El formulario esta conectado con una dirección de correo que ya no existe y da un error.

Pero esto está bien. La empresa esta contenta por que no recibe reclamaciones ni quejas así que todo navega “viento en popa”.

El usuario/esclavo

Si, la cosa consiste en que, como quiero ahorrarme un dinero en tener un buen soporte, creo un foro o similares en el que los usuarios mas avanzados ayudan a los usuarios nuevos.

Para la empresa es genial, no gasta en personal  porque tiene trabajando gratis a una base grande de usuarios. Usuarios que por alguna misteriosa razón ni se quejan ni se sienten utilizados. Pero tiene también un efecto colateral, muchas veces las respuestas las dan usuarios muy voluntariosos pero con pocas luces, o un mal conocimiento de aquello de lo que hablan. Eso si, ponen empeño en ayudar y eso es de agradecer… aunque no solucione nada.

Es esto lo que los usuarios quieren?

Bastaba con que las empresas preguntaran esto a sus clientes/usuarios para entenderlos mejor.

Mi experiencia es que no, no es lo que los usuarios demandan. Categóricamente los usuarios prefieren un sistema de ayuda y soporte  más cercano. Un servicio que atiendan personas y que ofrezcan atención personalizada, cercana, fiable, sencilla, práctica y que les resuelva su problema.

Permitidme que lo repita por si alguien, responsable de atención al cliente lee esto:
Los usuarios quieren un servicio que atiendan personas y que ofrezcan atención personalizada,  cercana, fiable, sencilla, practica y que les resuelva su problema.

Hay algunas formas de hacerlo usando sistemas de chat que luego envían la conversación por correo electrónico. (Epson utiliza uno así y funciona muy bien). Aunque para personas con poco conocimiento de Internet, o personas mayores que cada vez más usan la red, resultan incomodísimos y poco fiables.

También hay servicios que se ofrecen usando herramientas como Skype. También es una buena idea aunque no todo el mundo tiene una cuenta en Skype  y aunque desde luego es más cercano tampoco funciona bien con las personas de cierta edad.

Algunos datos estadísticos

Para entender que quieren los usuarios yo si hé preguntado mediante una encuesta sobre este tipo de servicios. El número de respuestas a la misma es de 60 usuarios, una muestra pequeña pero sirve como indicador para una tendencia,  y los resultados son estos:

Si, ya se, estáis pensando que las compañías podían realizar encuestas de este tipo que no resultan nada difíciles y que ayudarían a entender las necesidades de los usuarios. ( Tardé 15 minutos en pensar las preguntas y crear una encuesta en una herramienta gratuita)

Y si, tenéis razón, pero para muchas empresas es mas fácil vivir en la ignorancia y atender a los criterios de un técnico que se siente muy cómodo detrás del formulario que ha programado sin hacerles ni caso a sus usuarios.

Otras veces es cuestion de presupuesto. No se diseñó en el plan de negocio el departamento de atención al cliente y no hay presupuesto para ello o este es muy bajo.

Conclusion

La conclusión es clara. Pon un teléfono en tu servicio de web y tus usuarios te lo agradecerán. Lo harán probablemente con más compras, o con una valoración más alta de tu compañía, o mediante comentarios en redes sociales, o mediante el “boca a boca”.

Y al hacerlo saldras ganando.

Una reflexión de Luis García-Rosales y de Lossada

De tendero a E-Comerce ¿Por qué cuesta tanto que funcione?

De tendero a E-Comerce ¿Por qué cuesta tanto que funcione?

La tienda tradicional

Cuando eres un pequeño comerciante, “un tendero”, sobre todo en estos momentos de crisis, te conviertes en un hombre orquesta.

Atiendes a tus proveedores, haces los pedidos, organizas físicamente el almacén y la tienda, vendes, facturas, limpias,  llevas la contabilidad, etc.

Esto no cambia mucho cuando se tienen dos o tres tiendas medianas, sobre todo por que  los márgenes actuales de según que sectores, y la falta de ventas,  no permiten siempre disponer del personal necesario.

La tienda informatizada

Con la llegada de la informática a los comercios de siempre, a los pasos anteriores añadimos “la gestión informatizada del almacén y la gestión de ventas”.

Si, esto es una ayuda a la gestión por que nos permite conocer el estado del negocio pero  esto no disminuye el numero de tareas. Sigue siendo necesario atender a los proveedores, gestionar los pedidos, organizar físicamente el almacén y vender.

Claro, ahora tenemos albaranes de entrada  que hay que introducir en la aplicación de almacén, una nueva tarea, aunque las facturas las hacemos más rápido.

También se hace mas sencilla la contabilidad, si esta enlazada con la aplicación de gestión. Algo que no siempre ocurre.

Lo que pasa entonces es que al informatizarnos, como tienda, no hemos cambiado la forma de trabajar. Tampoco hemos agilizado más que una parte del proceso de negocio, aunque generando nuevas tareas.

La tienda en Internet

Estando en la situación anterior, vemos montones de anuncios de aplicaciones web para “vender en internet”.

Red.es  tiene incluso un programa de apoyo a este tipo de proyectos.

Hay tiendas “opensource” (de código abierto casi gratuitas), servicios para vender en lugares como “Amazon” o “ebay” e incluso plataformas de “comercio electrónico” que fomentan ayuntamientos, diputaciones u otras instituciones.

Incluso servicios como http://www.mabisy.com/ que ayudan a crear tiendas basadas en plantillas por las que solo se paga si se vende.

Y poniéndolo tan fácil ¿por qué estas plataformas en su mayoría no funcionan?

Hay varios factores que quizá debían cuidarse mas, vamos a pensar un poco en ello.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que de nada sirve tener un “escaparate” en la red si nadie enseña a usarlo y rentabilizarlo.

Y no, no me refiero a “manual de instrucciones de la plataforma” sino a  responder a algunas cuestiones sencillas que tienen lógica en cualquier proyecto de internet:

¿Cómo hago publicidad o marketing para que mis clientes lleguen a mi tienda?

¿Tengo que estar en redes sociales? ¿Cómo, cuales?

¿Tengo que contratar una pasarela de pago o la plataforma me da una?

¿Qué normativas tengo que cumplir y quien me ayuda con ellas?

¿Y mi competencia, como la analizo?

¿Cómo se yo quien visita mi web y como puedo hacer para que vengan más o de otros lugares?

Y luego hay una realidad y es que tener una tienda en la red implica aun más tareas que antes no teníamos:

  • Hacer las fotos de las fichas de productos.
  • Escribir los contenidos de cada producto.
  • subir estos contenidos a la plataforma,
  • Contratar a una empresa de transporte
  • Preparar envíos e incluso invertir en paquetería “de diseño”

Y además de esto, realizar el marketing de la nueva tienda en la red, analizar la competencia en el nuevo mercado, estar en las redes sociales para promover nuestros servicios, prestar atención al cliente, a partir de las respuestas de las preguntas de antes.

El silencio de los Corderos

Y todo esto es lo que NO dice casi ninguna de las plataformas que se centran, de una forma bastante limitada, en el proceso único de la venta sin prestar ninguna ayuda al “tendero”.

Como hacerlo mejor?

Es fundamental una formación global. Un”mentoring” que ayude en el proceso de negocio y que deje claro que “no es algo sencillo y barato” pero que puede traer grandes beneficios si se hace bien.

Que requiere tiempo y cambios organizativos y de gestión. Que nos obligara a pensar en “grande” si queremos ser buenos y que habrá que hacer inversiones colaterales más allá del sistema de venta, la web, o la aplicación.

No hay negocio fácil e Internet, en contra de la opinión de muchos, es ciertamente complejo como medio, si queremos de verdad alcanzar el éxito.

Os iré contando más de este tema en próximos post.

Espero que os resulte útil.

Una reflexión de Luis García-Rosales y de Lossada

Pensando en las nubes con los pies en el suelo

Pensando en las nubes con los pies en el suelo

La nube” es el termino “de moda” para hablar de almacenamiento en servidores accesibles desde Internet ya sea de datos, como de aplicaciones.

No pretendo hacer un artículo en profundidad sino simplemente exponeros algunos conceptos básicos e ideas que puedan ayudar a entender la idea. Mas adelante entraremos en otras cuestiones.

Como funciona la nube

Nosotros tenemos nuestro ordenador/teléfono móvil/Tablet en el que almacenamos los programas que ejecutamos o las llamadas “apps” y los datos (ficheros de texto, hojas de calculo, fotos, videos, etc.) que utilizamos con esos programas.

En un momento dado contratamos un servicio de almacenamiento que permite que, ya sean datos o programas, podamos instalarlos  o almacenarlos en un ordenador al que accedemos a través de Internet.

Debemos tener en cuenta que eso de “internet” no es un agujero negro en el que poner nuestras cosas, sino que usamos “un trozo del disco duro” de una empresa que ha conectado una serie de ordenadores a Internet para alquilar su espacio. Otras veces contratamos el uso de un programa y entonces también ese programa esta en la red.

La ventaja de esto es que podemos acceder a nuestra información, o ejecutar los programas en cualquier sitio, siempre que dispongamos de un acceso a Internet.

El nubarrón

Parece una buena idea a priori pero la proliferación de servicios de nubes esta trayendo consigo algunos problemas que hemos de tener en cuenta y sobre los que vamos a pensar juntos.

No estamos solos.

Nuestros datos están en un ordenador de una empresa junto con los de un montón de clientes más. En teoría no los vemos, pero están ahí. Esto es lo primero que cambia cuando contratamos un servicio así.

¿Que pasa si quien tiene mis datos cierra o es intervenido?

Pasa que podemos perderlos. Podes buscar información sobre el llamado caso “Megaupload” en el que miles y miles de usuarios perdieron o tuvieron problemas para acceder de nuevo a datos legítimos que tenían almacenados en los servidores de esta empresa.

¿De quien son los datos?

Esta es una pregunta que si bien debería tener una respuesta obvia “los datos son de quien contrata el servicio” luego no es así.

Como ejemplo podre el servicio de almacenamiento en la nube de Google  que dice en sus condiciones que podrá usar nuestros datos y cederlos.

Mala idea, no?

Si nuestra contabilidad o un proyecto de I+D acaba “por ahí” sin que podamos hacer nada para remediarlo.

¿Qué puedo hacer si el servicio se cae y no puedo trabajar?

Muchos servicios en la nube gratuitos no disponen en sus condiciones de clausulas en las que asuman los costes de una caída del sistema importante. Es muy importante fijarse en esto o plantear indemnizaciones por lo que llamamos “lucro cesante”.

¿Y si el sistema es hackeado?

También hay servicios que no se hacen responsables en esta situación y aunque parece lógico que si confiamos en una empresa que va a cuidar nuestros datos esta deba ser responsable de ellos lo mejor es que se contemple en un contrato.

¿Donde están físicamente mis datos?

La Ley Orgánica de Protección de Datos obliga, en caso de que nuestros datos estén fuera de la CE a solicitar una autorización especial a la AGPD. Esto nos obliga a conocer la ubicación física de los mismos.  De nuevo muchos proveedores no informan de ese dato. Si es el caso no recomiendo contratarlos.

¿Y si quiero borrar mi información?

De nuevo parecería lógico que si eliminamos nuestros ficheros estos desaparezcan. Sin embargo de nuevo hay compañías que los guardan durante un tiempo después de que nosotros cerremos nuestra cuenta de servicio.  Esto es una mala practica y no recomiendo que se acepte.

¿Como viaja mi información por Internet?

Este es otro problema que debemos entender. Si nuestros datos viajan por la red de manera que pueden ser usados en caso de comprometer la conexión estaremos en problemas de nuevo. Es muy importante que estos viajen cifrados entre el servidor y nuestro dispositivo.

Mejor con calma

Si, esa es la idea, contratar un servicio en la nube, sobre todo en entornos profesionales es más importante de lo que parece.  Démosle pues esa importancia y tomémonos tiempo para analizar las condiciones de contratación y tener claro que nos ofrecen y en que forma van a cuidar nuestros datos.

Hacerlo así nos evitara, seguro, problemas en el futuro.

Os dejo aquí un resumen de recomendaciones sobre lo tratado en el artículo.

La nube pero segura

La nube pero segura

Recomendaciones

  1. Tener siempre una copia de seguridad en local de cualquier dato almacenado en la nube.
  2. No aceptemos servicios en la nube que obliguen a la cesión de nuestros datos.
  3. Fijar por contrato los niveles de responsabilidad e incluso las indemnizaciones en caso de un acceso no autorizado a los mismos.
  4. Solicitar detalles de la ubicación física de nuestros datos así como de que  medidas de seguridad están implementadas en los servidores de nuestro proveedor.
  5. Solicitar siempre información sobre el proceso de eliminación de la información. Solicitar además, al cerrar la cuenta, un certificado de que los datos también han sido eliminados del todo.
  6. Confirmar que los protocolos de tráfico de los datos son seguros y no pueden ser comprometidas las comunicaciones entre nuestro sistema y el servidor donde esta la información.

Espero que os haya resultado útil.

Una Reflexión de Luis García-Rosales y de Lossada